fbpx
+1 (647) 833 1171 info@lisbethherrera.com

Llega el verano y con él, las ganas de disfrutar del sol y el calor lo más que se pueda. Siendo Canadá un país con casi 8 meses de frío, los pocos días que tenemos temperaturas por encima de 25 grados, ¡son preciados como un tesoro!

 

En estos días, hay algo que la gente no puede dejar de hacer: ¡nadar! Ya sea en la playa (o lago), o la piscina, la natación es un pasatiempo que disfruta cada generación. Tanto los adultos como los niños se ponen sus trajes de baño y se divierten en el agua, también como una manera de mantenerse frescos en las altas temperaturas de Julio y Agosto.

 

No hay nada más divertido que hacer en verano que una fiesta en la piscina, donde todos nuestros amigos y familiares puedan relajarse y disfrutar del calor, con buena comida y música de fondo.

 

Al igual que cualquier otro evento, hay ciertas cosas que hacer y qué no hacer cuando se trata de organizar una fiesta en la piscina. Por ejemplo, enviar algunas lindas invitaciones para atraer a los invitados, servir comida ligera y ofrecer snacks para aquellos que sólo deseen picar un poco.

 

Cuando se trata de fiestas en grupo, hay una cosa que lo hace diferente de una fiesta regular: la seguridad. Las fiestas en la piscina, aunque son divertidas, tienen un elemento de peligro en ellas. Debes tener suficientes flotadores y chalecos niños o para quienes no sepan nadar. También un botiquín de primeros auxilios, así como protector solar para evitar quemaduras graves.

 

HAZLO: ten un botiquín de primeros auxilios a la mano. Suena exagerado pero es necesario, especialmente si hay niños alrededor. No tiene que ser algo muy elaborado, con curitas, antialérgicos, acetaminofén y un par de cosas más, estarás cubierto.

 

NO LO HAGAS: olvidar la decoración. Parte importante de ofrecer una fiesta increíble, es la decoración que le des al sitio. Se trata de proporcionar un ambiente. Antorchas, palmeras, todo lo que convierta tu piscina en un destino turístico. Si buscas algo diferente, puedes hacer una fiesta elegante, con colores blanco y negro y toques dorados o plateados, donde los invitados deban llegar con trajes temáticos y la comida que sirvas sea elegante tambien.

 

HAZLO: ofrece protector solar a tus invitados. Prepara una pequeña estación con protector solar y aloe vera en gel o crema. Recuerdale, sobre todo a los niños, aplicarse protector cada cierto tiempo.

 

NO LO HAGAS: exagerar el consumo de alcohol. Naturalmente, una fiesta es un buen lugar para bebidas para adultos. Pero no hay que exagerar. Ten cuidado y evita el consumo excesivo de alcohol para prevenir accidentes mayores o deshidratación.

 

HAZLO: ofrece toallas limpias. La mayoría de los invitados traerás sus propias toallas, pero si deseas poner un detalle adicional a tu fiesta en la piscina, ten una canasta llena de toallas limpias. Te agradecerán por darles algo cómodo después de nadar.

 

NO LO HAGAS: dejar a los niños desatendidos. Cuando hay una fiesta, es fácil para todos los niños correr juntos y divertirse. Pero no pases por alto a tus invitados más pequeños. Asegúrate de vigilar a los niños mientras nadan para evitar accidentes.

 

HAZLO: sirve snacks y alimentos ligeros. Una fiesta en la piscina sigue siendo una fiesta, por lo que hay una cierta expectativa de comida, pero trata de mantenerlo ligero. Nadie quiere sentirse pesado mientras se divierte en un bikini. Ofrece refrigerios ligeros y alimentos que se puedan comer con las manos para mantener a las personas saciadas.

 

NO LO HAGAS: nadar después de comer. No se trata de esperar 30 min o 1 hora después de comer, pero a veces, puede ser muy difícil mantenerse fuera de la piscina cuando todo el mundo está divirtiéndose. Trata de evitar la piscina durante al menos 10 minutos, solo para que el estómago se asiente un poco.

 

HAZLO: mantener a tus invitados hidratados. Ofrece bebidas alcohólicas y no alcohólicas. A pesar de que hay muchos juegos por hacer en una piscina, las personas necesitarán bebidas para mantenerse alimentadas. Prepara una estación con una amplia variedad de bebidas, desde licores, refrescos y jugos hasta agua y soda.

 

NO LO HAGAS: olvidar la sombra. Las salsas, vegetales y frutas no pueden sentarse al sol. Donde sea que esté la comida, asegúrate de tener un poco de sombra cubriendola y mucho hielo en la cocina. Tus invitados no solo disfrutarán más de la comida, sino que estarán agradecidos de poder salir del ardiente sol durante unos minutos.

 

¿Tienes alguna otra idea? ¡Me encantaría leerla! Comenta abajo y sigue expandiendo la lista.