fbpx
+1 (647) 833 1171 info@lisbethherrera.com

Muchos residentes de Vancouver sienten frustración ya que, no solo las propiedades en su área son de las más costosas en Norteamérica, sino que ahora recibirán nuevos impuestos.

 

En un nuevo estudio de Zoocasa, Vancouver tiene la tasa de impuesto a la propiedad más baja entre los municipios canadienses, justo por encima del 0.24% del valor de una propiedad. De hecho, de acuerdo con Bloomberg, es la tasa de impuesto a la propiedad más baja de cualquier ciudad de Canadá o los EE. UU., superando a Honolulu en 0.33%.

 

Una persona que posea una propiedad de $1,000,000 pagaría $2,468 en impuestos a la propiedad en Vancouver, estimó Zoocasa, en comparación con los $6,355 que tuviera que pagar en Toronto y $10,684 en Ottawa.

 

Los bajos impuestos a la propiedad pueden ser parte de la razón por la cual el mercado inmobiliario de Vancouver ha sido tan atractivo para los compradores e inversores extranjeros.

 

Sherry Cooper, economista de Dominion Lending Centers y ex economista del Bank of Montreal, señaló que “el costo anual de poseer una casa en Vancouver es aproximadamente la mitad que en Toronto, un tercio de Seattle y casi un quinto que el de San Francisco”.

 

“Esto ha sido un incentivo importante para la inversión especulativa, especialmente en viviendas de alto nivel y, a su vez, es un factor histórico que ha elevado los precios de las viviendas en los últimos 20 años”, señaló Cooper.

 

Sin embargo, la ciudad probablemente tenga un motivo para las tasas tan bajas: las viviendas en muchos vecindarios de clase media ahora valen más de $2,000,000, y tasas impositivas más altas podrían quebrar a muchas personas mayores jubiladas que viven con un ingreso fijo.

 

El gobierno provincial de British Columbia y el ayuntamiento de Vancouver están trabajando para moderar el crecimiento de los precios de la vivienda. La ciudad ha introducido un recargo fiscal escolar en propiedades de más de $3,000,000, para disgusto de los propietarios de viviendas de alta gama. Además, el impuesto a los compradores extranjeros de la provincia se aumentó al 20% este año, un 5% más en comparación al año pasado.

 

Todos los cambios de política parecen haber tenido algún efecto. Las ventas de viviendas en Greater Vancouver cayeron a lo más mínimo en los últimos 18 años en Julio, ya que los compradores adoptaron un enfoque de “esperar y ver” qué pasaba en el mercado.

 

¿Qué deben pagar los propietarios promedio?

 

Las tasas impositivas por sí solas no determinan qué pagan los propietarios; el valor tasado de un hogar es lo que el recaudador de impuestos usa para calcular la tasa. Entonces, para tener una idea más amplia de quién paga los impuestos más altos y más bajos, analizamos la factura estimada de una casa típica promedio en cada ciudad.

 

Visto de esta manera, los números cuentan una historia diferente. Vancouver todavía es relativamente barato, pero no es el menos costoso.

 

Hay que tener en cuenta que Toronto y las ciudades cercanas se llevan el premio, con Hamilton liderando el país a $6,939.59 por una casa de precio promedio. Ese es el resultado de la escalada masiva en los precios de las viviendas del sur de Ontario en los últimos años.

 

Pero con un poco de suerte, los propietarios no pagarán tarifas tan altas. Por lo general, cuando los precios suben, el ayuntamiento reduce la tasa de impuestos para disminuir el impacto en los propietarios. Eso es lo más probable que suceda en Ontario después de la próxima ronda de evaluaciones de valor de la propiedad.

 

Esperemos que otras ciudades de la región hagan lo mismo, o los propietarios de viviendas del sur de Ontario pudieran verse seriamente afectados en el momento de la reevaluación.

 

Tienes alguna duda respecto al cálculo de los impuestos a la propiedad? Contáctame y con gusto te asesoraré.