fbpx
+1 (647) 833 1171 info@lisbethherrera.com

Mientras la primavera es la estación para sembrar nuevas flores de manera que crezcan durante el verano. Preparar el jardín en otoño es lo que permitirá que el mismo esté en óptimas condiciones durante la primavera. 

Para lograrlo, lo primero que necesitas hacer es examinar tu jardín para saber donde tienes espacios vacíos sin grama que requieren arreglo, cuáles plantas necesitan ser podadas, que raíces deben ser removidas antes del invierno y cuáles plantas o hierbas deben ser llevadas al interior de tu casa. 

Luego de haberlo examinado tu jardín sigue estos sencillos pasos:

  1. Prepara el terreno

Durante la primavera y el verano los nutrientes del suelo se agotan, debido al crecimiento de las plantas. Por esta razón, el otoño es el mejor momento para agregar fertilizantes al suelo, ya que los nutrientes se liberan lentamente durante los meses de invierno. 

Es recomendable utilizar un fertilizante orgánico porque estos se encargan de enriquecer el suelo y reducir el número de tareas que tendrás que llevar a cabo durante la primavera. Al colocarlo, asegúrate de cubrir todos los espacios, incluyendo los que han quedado vacíos luego de remover las plantas del verano y la primavera. 

  1. Agrega insecticida para acabar con las plagas en el pasto

Los especialistas en jardinería recomiendan aplicar insecticidas al pasto dos veces al año. Una de estas veces es durante el otoño para deshacerte de las semillas contraproducentes que han caído en el pasto durante el verano. Al hacerlo, estarás evitando el crecimiento descontrolado de plagas durante la primavera. 

Si tienes mascotas es recomendable límites la salida al jardín durante un par de horas dada la toxicidad del producto. 

  1. Recolecta las semillas

Si sembraste plantas de tomate utilizando semillas, el otoño es el momento ideal para recolectar las mismas. Y, ¿cómo lo haces? debes dejar que los frutos maduren o se sequen en la planta. Los frutos que se han madurado en exceso tendrán semillas que pueden ser obtenidas remojando la fruta en agua o removiendo la pulpa.

  1. Chequea las ramas dañadas de los árboles

Para asegurarte de que tu casa no sufra daños alternos o tu familia sufra un accidente, chequea la condición de las ramas de los árboles que son parte de tu propiedad una vez caigan las hojas de los árboles. De estar dañadas, retíralas. 

Recuerda, preparar tu jardín durante el otoño te permitirá reducir el tiempo de preparación del jardín durante la primavera y ver mejores resultados. No olvides compartir tus resultados y mencionarnos utilizando nuestra cuenta @lisbethherrerarealtor