+1 (647) 833 1171 info@lisbethherrera.com

Los pisos de madera, parquet, hardwood o como prefieran llamarlos, resultan ser la opción más escogida para decorar nuestros hogares. Lucen hermosos y dan un toque de modernidad a cualquier espacio.

 

A pesar de que suelen ser un poco más costosos de instalar que los pisos laminados, la mayoría de las personas prefiere invertir y ver la recompensa de su compra a lo largo de tiempo y especialmente, cuando pongan su propiedad a la venta, ya que un piso de madera añade más valor a tu casa.

 

Sin embargo, hay ciertos detalles que debemos tener en cuenta si queremos mantenerlos intactos y relucientes, más allá de las pequeñas ralladuras que facilmente podemos pulir.

 

Durante la época de verano es cuando más cuidado debemos tener con los pisos de madera, ya que la humedad no es algo que favorezca mucho a este tipo de material.

 

A medida que sube la temperatura, se incrementan los niveles de humedad y se intensifican los rayos solares dentro de tu hogar. Todo esto puede conllevar a una variedad de problemas como decoloración y deformación de la madera, aparte de la posible creación de moho o pudrición de las láminas. Las buenas noticias es que todos estos problemas son prevenibles y tratables.

 

Aquí te dejamos unos sencillos consejos para darle larga vida a tus pisos de madera:

 

Mantén el aire acondicionado prendido: aunque apagar el aire durante el dia ayude a abaratar tu factura de electricidad, puede que en efecto el resultado sea peor en estos días tan calurosos. Sin AA, el nivel de humedad puede subir un 60%.

 

Deshumidifica: ¿es tu casa muy húmeda? Deberías entonces considerar tener un deshumidificador para disminuir los niveles de humedad en tu hogar.

 

Protege del sol: ¿sabías que hay ciertos tipos de madera que pueden en efecto “broncearse”? Pero a diferencia de tu piel, el exceso de rayos solares puede ablandar la madera. Para prevenir esto, mantén las persianas cerradas cuando nadie esté en casa, especialmente en las áreas más expuestas.

 

Reorganiza tus muebles: dejar los muebles en el mismo lugar por mucho tiempo, puede hacer que los pisos de madera envejezcan de manera irregular. Muévelos de un lado a otro cada ciertos meses para asegurarte de que todo el piso ha sido tratado por igual.

 

Camina descalzo: y pide a tus invitados que hagan lo mismo. Es muy importante que te quites los zapatos al entrar a casa, así previenes daños o rasguños innecesarios en el piso. Tambien es ideal que pongas alfombras en las áreas con más tráfico para evitar que se esparza cualquier suciedad que pueda venir en los zapatos.

 

Renueva: si notas que tus pisos estan muy rayados, manchados o abombados, deberías llamar a un profesional para reparar los danos a tiempo y no esperar a que sea muy tarde y tengas que reemplazar toda la estructura.

 

Espero que estos tips te sirvan de ayuda para mantener tus pisos como nuevos. Si tienes alguna otra idea, coméntala aquí abajo, y si de bienes raíces se trata, contáctame y con gusto te ayudare.