+1 (647) 833 1171 info@lisbethherrera.com

Mejorar el aspecto ecológico de las casas y otros edificios en Toronto es un componente clave del cambio climático en la ciudad.

La Ciudad ha declarado una emergencia de cambio climático, una medida ya tomada por otras ciudades como Vancouver, Montreal, Ottawa, Edmonton, Sydney, Nueva York, Londres, Los Ángeles y París.

“La amenaza del cambio climático es un problema importante que enfrenta nuestra ciudad (…) La declaración aprobada por el Consejo establece lo que creo que son nuevos objetivos ambiciosos pero realistas para ayudar a enfocar nuestros esfuerzos cuando se trata de reducir los gases de efecto invernadero de Toronto lo más rápido posible”, dijo el alcalde John Tory.

La Ciudad dice que su objetivo es alcanzar un neto de cero emisiones para 2050 o antes, si es posible.

El plan de acción sobre el cambio climático de la ciudad, TransformTO, establece que, para mitigar los peores impactos del cambio climático y cumplir con los objetivos de reducción de gases de efecto invernadero, se deben cumplir varios objetivos, que incluyen:

  • Para 2030, todos los edificios nuevos se construirán para producir emisiones de gases de efecto invernadero (GEI) cercanas a cero.
  • Para 2050, todos los edificios existentes habrán sido modernizados para mejorar el rendimiento energético en un promedio del 40%.

También hay objetivos clave para reducir el uso de energía, un transporte más ecológico y un mejor manejo de los desechos.

El consejo dice que ampliará los préstamos de reacondicionamiento de energía para edificios.

Esta semana, la ciudad lanzó una encuesta en línea y comenzará reuniones públicas diseñadas para recopilar comentarios que informarán el próximo Plan de Implementación de TransformTO que se ejecutará entre 2021 y 2023.

El alcalde Tory estará en Copenhague del 9 al 11 de octubre para participar en la Cumbre Mundial de Alcaldes C40 para comprometerse con otros alcaldes mundiales y líderes empresariales para apoyar una acción sostenible sobre el cambio climático.

“Se necesita una acción audaz ahora. A medida que reduzcamos las emisiones, también crearemos una ciudad que sea más saludable, más próspera y más resistente para el beneficio de los residentes y las empresas de Toronto”, dijo el concejal James Pasternak, presidente del Comité de Infraestructura y Medio Ambiente de la Ciudad.